¿Cómo se detecta?

Diferentes

"Las personas con inteligencia límite son tan diferentes entre sí como las que no presentan este tipo de limitación". (Guía técnica sobre la inteligencia límite, Asociación ENLÍNEA)

No existe en la actualidad un patrón definido para el diagnostico de la inteligencia límite que determine con exactitud si existe esta y no otros trastornos relacionados (TDAH, Trastornos generalizados del desarrollo, dificultades graves de aprendizaje...). La detección debe centrarse en las diversas manifestaciones de este trastorno.

Guía para docentes

ENLÍNEA es una "asociación de asociaciones y fundaciones" que coordinan sus esfuerzos a fin de ofrecer a las personas con capacidad intelectual límite, una mejor calidad de vida para desarrollar su autonomía personal con plena integración familiar, educacional, laboral y social.

Entre la documentación generada por la asociación destacan las guias técnicas. Una de ellas es la Guía técnica educativa para el alumnado con inteligencia límite. Un documento especialmente interesante para los docentes pero igualmente recomendable para las familias:

La asociación Enlínea está formada por diferentes entidades que representan seis comunidades autónomas: ADISLI de Madrid, AEXPAINBA y Fundación Magdalena Moriche de Extremadura, ANILIA de la Comunidad Valenciana, Fundación Picarral de Aragón, Asociación ORTZADAR del País Vasco y Asociación ACIDH y Fundación ACIDH de Cataluña.

Toma de conciencia personal

En el ámbito educativo es durante el período de transición entre la escuela y el instituto cuando estas personas comienzan a adquirir conciencia de sus dificultades y de las consecuencias en su relación con ellos mismos y con los demás. Se hacen conscientes entonces del desfase entre la edad que tienen y su edad mental y de las dificultades que este desfase conlleva: problemas para tomar iniciativas y generar mecanismos que les permitan la resolución de situaciones cotidianas.

Igualmente, el paso de la etapa escolar al mundo laboral es un punto de inflexión vital importante. Para este colectivo es más largo de lo común (les cuesta más aceptar que ya no son adolescentes, encontrar trabajo o saber a qué pueden dedicarse).

Un análisis múltiple

El hecho de que la mayoría de los alumnos con capacidad intelectual límite presenten también otro tipo de problemas adaptativos o de aprendizaje, ha provocado "el olvido" de esta problemática concreta en las últimas décadas. La atención se ha centrado en solventar los problemas que produce.

Las investigaciones han hecho hincapié en las dificultades de aprendizaje o en los diferentes trastornos de conducta como la desatención, la hiperactividad o la impulsividad. Por todo ello, podemos decir que la inteligencia límite no implica únicamente un Cociente Intelectual (CI) bajo o límite, sino que coexiste con otro tipo de dificultades importantes para adquirir una conducta adaptativa. En consecuencia, es necesaria una intervención específica para solventar este tipo de problemas.

Una posible aproximación a la detección y análisis de la inteligencia límite  sería centrarse en detectar las diversas manifestaciones del trastorno de en tres aspectos:

  • Inteligencia cognitiva: a través de la Medición del CI y del nivel competencia curricular.
  • Inteligencia práctica: valorar el nivel en las actividades para la vida diaria y en el cuidado personal. Habrá que tener en cuenta aspectos como los hábitos de higiene y vestido, uso del transporte público, manejo y administración del dinero, organización y planificación del tiempo y de actividades, etc...
  • Inteligencia social: tener en cuenta aspectos como su capacidad para dar y recibir información, hacer y recibir una crítica, hacer y recibir cumplidos, solucionar problemas...

Cada uno de estos aspectos tendrá un valor u otro en función de circunstancias personales como el contexto familiar y social, los apoyos educativos y la estimulación recibida.

¿Cómo enfrentan las personas con esta discapacidad la tarea de hacerse adultos? Existen dificultades que podemos conocer a través del material Otra condición: la discapacidad intelectual lígera y límite. Esta producción de la asociación ENLÍNEA nos ofrece una perspectiva completa. El fragmento que recogemos se centra en la inserción laboral de las personas con una capacidad intelectual límite.

En esta tarea, además de las familias, las asociaciones realizan una extraordinaria labor, realizando apoyos y un seguimiento constante,  planificando una adaptación paulatina al puesto de trabajo y reforzando su autoestima y el desarrollo de habilidades básicas y mecánicas del trabajo. Su principal dificultad es obtener el certificado de minusvalía.

La baja cualificación les hace difícil obtener titulaciones, a lo cual se añade la alta competitividad del mercado laboral. No obstante, hay experiencias muy positivas como las presentadas en el reportaje titulado "Otra condición. La discapacidad intelectual ligera y límite. Parte 2". Dentro de esa tarea global, las asociaciones suelen realizar un seguimiento semanal de la incorporación de las personas con capacidad intelectual límite al mundo laboral. También se forma a estas personas en habilidades sociales para que su integración social sea real y efectiva.

Actividad de lectura


Una de las principales dificultades con las que se enfrentan las personas con capacidad límite y sus familias es el hecho de no ser suficientemente reconocidos a nivel administrativo y social. Por ello, entre las iniciativas del Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI) destaca la que en marzo de 2012 cursó, solicitando al Gobierno que regule reglamentariamente la asimilación de las personas con inteligencia límite al grado mínimo de discapacidad del 33% a efectos de su inclusión laboral.

Finalmente, la Ley 26/2011, de 1 de agosto procedió a equiparar a las personas con inteligencia límite, a efectos solo de su inclusión laboral, al grado mínimo de discapacidad, el 33%. Esta equiparación significa incluir la inteligencia límite dentro de aquellos casos en los que se considera que existe una situación reconocida oficialmente de discapacidad. El reconocimiento legal da acceso a disfrutar de las medidas de acción positiva previstas en general para las personas con discapacidad.

Las personas con inteligencia límite no suelen alcanzar el 33% de grado de discapacidad con arreglo al baremo vigente por lo que quedan al margen del marco de apoyos existente para las personas con discapacidad en el campo del empleo, lo que agrava su situación de exclusión laboral y social.

(Fuente: CERMI)

Obra publicada con Licencia Creative Commons Reconocimiento Compartir igual 4.0