Dislalias

El trastorno más frecuente

La dislalia es el trastorno del habla más frecuente en la edad escolar y suele tener un pronóstico favorable con la intervención adecuada. El niño o niña con dislalia pronuncia incorrectamente algunos fonemas o grupos de fonemas, y en los casos más graves puede tener un habla ininteligible.

Afecta con intensidad moderada o grave a aproximadamente el 2-3 % del alumnado de 6 y 7 años. Este porcentaje es superior en los casos más leves. No obstante, desciende al 0,5 % más allá de los 16 años.

Es muy importante que los niños y niñas tengan necesidad de hablar desde que son pequeños. Por eso, debemos estimular esa necesidad dejando que pidan las cosas de manera oral y no sólo mediante gestos. Así será posible además detectar trastornos como la dislalia.

El vídeo titulado "Dislalia funcional" es un claro ejemplo del tipo de habla que presenta un niño de cinco años con este tipo de trastorno. Ante las distintas preguntas de un adulto el niño habla con claros síntomas de un retraso en el lenguaje.

Sonidos que se articulan mal

Los sonidos que con más frecuencia se articulan mal son precisamente aquellos que tienen una adquisición más tardía en la secuencia del desarrollo (l, r, s, z, ch). También el ceceo (pronunciación de /s/ por /z/) es particularmente frecuente.

Es necesario distinguir la dislalia evolutiva, que se da en las fases de desarrollo normal del lenguaje infantil, de otro tipo de dislalias. La dislalia evolutiva suele desaparecer de manera espontánea hacia los cinco años. No precisa un tratamiento directo, pues forma parte del proceso evolutivo normal, aunque es necesario mantener con el niño un comportamiento lingüístico adecuado.

Antes de aprender a leer

El hecho de que el niño pronuncie mal algunos fonemas puede tener su base en un error en la articulación. Estos errores deben corregirse antes de que los niños aprendan a leer.

Esta es una de las principales conclusiones que se exponen en el artículo publicado en la web "Consumer.es" y que cuenta con la participación de diversos expertos.

El material ofrece consejos prácticos para la prevención de los trastornos de este tipo.

Para las familias, puede ser un recurso muy útil a la hora de empezar desde el principio a trabajar para corregir la dislalia. Como todos los expertos recalcan, el trabajo del entorno familiar es esencial para conseguir que los trastornos del lenguaje sean superados lo más rápida y eficazmente posible.

"Los logopedas aconsejan corregir las dislalias antes de que los niños aprendan a leer"

"El uso de chupete, por ejemplo, puede estar en el origen de este retraso de aprendizaje, pues acostumbra al pequeño a no sacar la lengua. También si hay un problema de oído -entonces conviene el trabajo conjunto con un otorrino- o si el frenillo esa especie de hilo que recorre la lengua, es muy corto- puede haber dislalia. Porque el frenillo no deja que la lengua salga en toda su longitud y tira de ella, como si se tratara de las riendas de una cabalgadura".

("Los logopedas aconsejan corregir las dislalias antes de que los niños aprendan a leer". Consumer.es. 10 de septiembre de 2007)

Corregir errores fonológicos

El programa de " Intervención y Tratamiento en las Dislalias con la ayuda del programa de visualización del habla MetaVox " está destinado a la reeducación y corrección de los errores fonológicos.

Obra publicada con Licencia Creative Commons Reconocimiento Compartir igual 4.0